La “Lunita de Alberdi” y una zamba que ya es un himno de Córdoba

Música e Historia

“Lunita de Alberdi esconde tu cara…” (“Zamba de Alberdi”, por el “Chango” Rodríguez)

Escribe: Leonardo Diego Muñoz

El “Chango” Rodríguez

Pocos vecinos tan caracterizados del Barrio de Alberdi en la “Docta” como el querido e inolvidable “Chango” Rodríguez, el que logró sintetizar la esencia de ese sector de Córdoba en una de las más celebradas zambas argentinas e himno de esta ciudad.

La compuso estando en prisión, Horacio Guaraní la estrenó. Cualquiera que recorrió Alberdi puede respirarlo en cada verso de esta zamba. Claudia Rodríguez, hija del Chango, donó al Museo Belgrano, del club “Pirata”, una copia del manuscrito, tal la identificación de este himno folklórico con la barriada

Alberdi

Las casonas antiguas del barrio enmarcan la obra musical, la Plaza Colón escenario privilegiado de romances, como ese primero que canta la zamba, continúa regalando el espacio para el encuentro de los enamorados.

El Hospital Nacional de Clínicas, receptor de los blancos guardapolvos de doctores y estudiantes, fue un puente para generaciones de médicos. Aún resuena el clamor popular del “Cordobazo” y Chubut al 34 extraña a su hijo dilecto, el Chango.

La casa del Chango Rodríguez, en Barrio Alberdi.

Se prende y se apaga la luz de un balcón

Muy interesante resulta el testimonio de un vecino que en un noticiero cordobés de 2017 explicó la frase “se prende y se apaga la luz de un balcón”.

Esta era la manera en que los estudiantes se avisaban entre sí que estaban en un encuentro amoroso, por lo que el compañero de habitación debía esperar afuera.

El barrio está encuadrado al Norte por el Río Suquía y al Oeste por La Cañada, por eso “a orillas del río se escucha” su voz.

Barrio histórico

Originalmente se llamó “Pueblo La Toma”, para luego rebautizarse “Alberdi” en honor al insigne tucumano. Distintos lugares de interés histórico y cultural ofrece su geografía: en 9 de Julio y Coronel Olmedo funcionó la primera fábrica de pólvora del país, el “Clínicas” es Monumento Histórico Nacional y se encuentra el Museo de la Reforma Universitaria.

En Alberdi funcionó la “Cervecería Córdoba” hasta 1998, prestigiosas escuelas se encuentran en su radio, como el “Carbó” o los “Salesianos” y su bello doble templo;  el viejo Cine Teatro Colón, conocido como “La Piojera”, o  la cancha de Belgrano.

“Alberdi” es quizás la esencia más pura de Córdoba, “la Docta”, la ciudad de los Doctores.

  • Mirá la versión del Chango Rodríguez:

“Zamba de Alberdi” (“Chango” Rodríguez)

Canto una serenata
a orillas del río se escucha mi voz
rumores de gracia poblaron la casa
se prende y se apaga la luz de un balcón
rumores de gracia poblaron la casa
se prende y se apaga la luz de un balcón.

Dicha que tuve en Alberdi
mi primera cita en la plaza Colón
como aquella luna que vino del baile
su escalón de seda dejó en su balcón.


Lunita de Alberdi esconde tu cara
con tu guardapolvo de fino doctor
si una noche alegre con mi serenata
se prende y se apaga la luz de un balcón.

Sueña con tus quince abriles
muchachita rubia tu pollera azul
como una glicina, ibas por el Clínica
perfumando el aire con tu juventud.

Cuando miro la Barranca,
la Quinta Santa Ana, mi calle Chubut
siento una guitarra, una serenata,
me acuerdo de Córdoba que me dio la luz.

Lunita de Alberdi…

  • Mirá la versión de Los de Alberdi:

Facebooktwitterlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat